Grupos cooperativos de aprendizaje en el trabajo tutorial

Innovación educativa. Instituto Politécnico Nacional. Noviembre – diciembre. Vol. 5. No. 29. 2005. México.

Resumen

El docente tutor en la mayoría de los casos desarrolla su labor de forma individual y directa con cada uno de sus tutorados. Esta relación no permite la ruptura de barreras de defensa naturales establecidas en los roles de docente y alumno. Por tanto, obstaculiza el avance, por ambas partes, hacia una relación más enfocada en la persona en este caso el alumno y entorpece la resolución de problemas que pueden presentarse en el aprendizaje y desarrollo humano. En este marco, se propone a los tutores un tipo de trabajo mediante el cual los estudiantes desarrollan sus sesiones en grupos cooperativos de aprendizaje, a efecto de mejorar su rendimiento escolar y formación integral. Esta forma de trabajar se aplicó en los estudiantes de la Lic. en Ciencias de la Informática; el primer semestre fue en un grupo de segundo semestre y uno de séptimo semestre. El segundo semestre que se aplicó la técnica, fue en un grupo de séptimo y en un grupo de octavo semestre. Se obtuvieron buenos resultados a nivel individual y grupal, porque los alumnos estrecharon sus relaciones afectivas y académicas.Abstract The teacher (tutor) develops his role mostly individual and direct with every single student, this relationship doesn’t allow the breaking of natural border established between the teacher-student roles,  so the relation focused in the person (student) and the problems and  borders between his knowledge and his human development is not allowed. This type of work was tested in two semesters, obtaining results approves so individual as grupal. The pupils tend to their close affective and academic relations, collaborating, criticizing and helping to resolve common problems. On this context, the intention is elaborate a work proposal for tutors, where the students work their sessions as cooperative learning groups in order to improve the scholars productivity and collaborate in the students integral formation.  Palabras clave:tutoría, grupo, tutor. 

Key words:tutorial (¿position of a guardian?) group, tutorship.  Introducción

El Instituto Politécnico Nacional (IPN), en el año 2003, dio a conocer su Nuevo Modelo Educativo caracterizado por un enfoque constructivista; en la actualidad todas las unidades académicas se rigen por este modelo para la elaboración de los planes de estudio y actividades operativas que a éstas compete (IPN, 2003 a). El Programa Institucional de Tutorías (PIT), del mismo Instituto, no es la excepción, su objetivo es contribuir al logro de los propósitos educativos del estudiante, como de la Institución en todos sus niveles, proporcionando los apoyos académicos, medios y estímulos necesarios para la formación integral, a través de la atención personalizada durante la trayectoria escolar y de la revitalización de la práctica docente. Dicho objetivo está basado en la definición de tutoría desarrollada por
la Asociación Nacional de Universidades e Instituciones de Enseñanza Superior (ANUIES, 2001), como el proceso de acompañamiento de tipo personal y académico para mejorar el rendimiento académico, solucionar problemas escolares, desarrollar hábitos de estudio, trabajo, reflexión y convivencia social.
El PIT (IPN, 2003 b), considera para el logro de sus objetivos las siguientes acciones:

·     Realizar el seguimiento constante a las actividades tutoriales.

·     Evaluar periódicamente el desarrollo de las actividades tutoriales.·     Fortalecer la infraestructura para apoyar las acciones tutoriales.·     Estimular a los docentes para el ejercicio de las actividades tutoriales.·     Establecer los mecanismos necesarios que permitan proporcionar oportunamente los apoyos requeridos para las actividades tutoriales.Entre las principales actividades a las que se aboca este Programa están los aspectos de índole académico cognitivo (cursos remediales, asesorías, técnicas de estudio), proyectos de investigación (trayectorias académicas), programas de becas, atención médica, orientación psicológica, difusión de actividades culturales, científicas y tecnológicas, así como la promoción de todas ellas. Se señala, además, que las prácticas tutoriales se deben realizar como un trabajo necesario en las unidades académicas, en espacios y tiempos diferentes a los designados a los programas de estudio.   AntecedentesEl trabajo tutorial hasta hoy lo realizan los docentes de forma autónoma e individual, cada uno aplica las técnicas que cree pertinentes para conducir a sus estudiantes a una formación lo más integral posible. Sin embargo, para que el objetivo del PIT se lleve acabo, es preciso que los docentes interrelacionen con aspectos emotivos y familiares de sus alumnos; lo cual no es fácil si no se conocen las bases sobre las cuáles actuar y las técnicas correctas a utilizar, porque podría pensarse que es una relación de tipo terapeuta-paciente. Los alumnos son seres humanos en vías de formación y no pacientes. El PIT, hasta el momento, no contempla mecanismos de trabajo en grupo para desarrollar la labor tutorial, razón por la cual surge la presente propuesta con el fin de lograr un mejor acercamiento con los alumnos en todos los ámbitos y, a la vez, poder atender al mayor número posible; tomando como base el funcionamiento de los grupos operativos y trasladándolo a un grupo cooperativo de aprendizaje y desarrollo. DesarrolloLa figura 1 refleja y resume el objetivo y las principales líneas de acción del PIT.

Persona
Biológico
Psicológico   
Socio-cultural
Conformación del ser humano desde la visión disciplinaria
Cognitiva
Afectiva
Social
Dimensiones del ser humano o ámbitos de actuación del ser humano
Decir
Sentir
Pensar
Las cuatro esferas de la actividad humana
Hacer
Fuente: PIT, 2003.  
Figura 1. Principales ejes rectores del PIT


 
Como puede observarse, el Programa contiene todos los aspectos que se consideran necesarios para el desarrollo equilibrado del ser humano; por ello, la función docente es guiar a los estudiantes tutorados hacia el desarrollo de todas sus capacidades y habilidades, entendiéndose que incluye el ámbito académico y personal-afectivo. Las principales funciones de los tutores con respecto a los tutorados son:·         Orientar y dar seguimiento al desempeño académico.·         Otorgar apoyo en los aspectos cognitivos y afectivos del aprendizaje.·         Desarrollar su capacidad crítica y creadora.·         Fomentar su rendimiento académico.·         Propiciar su evolución social y personal.·         Dar soporte en cuanto a la información, orientación y medios de trabajo requeridos, al menos, una vez a la semana por alumno tutorado.·         Dar seguimiento al tutorado con base en los antecedentes académicos, identificando y analizando la problemática presentada.·         Elaborar un diagnóstico individual.·         Identificar el estilo de aprendizaje y estudio de sus alumnos.Estas funciones están descritas en dicho Programa, pero no observa un esquema específico, definido, acerca de su operación en las Unidades Académicas, por lo tanto, cada docente tutor ha elaborado su propio plan de trabajo para atender a sus alumnos. Es importante, entonces, considerar el trabajo en grupo.En los últimos tiempos mucho se ha hablado acerca del manejo de grupos y de sus técnicas (Johnson, 1999), pero la importancia de conocerlos no es sólo por el hecho de que los seres humanos se agrupan, sino por ser una forma de vida. El hombre es gregario por naturaleza, y por tal razón para solucionar problemas si bien ha recurrido a su experiencia individual también ha necesitado la experiencia de otros en beneficio personal y del grupo al que pertenece. Se define un grupo (Bauleo, 1982), como una noción ideológica, en la cual se reúnen sujetos para las más diversas ocupaciones y éstos reconocen al conjunto como tal, es decir, que ciertas decisiones, elecciones o manifestaciones son vistas por cada uno como resultantes de haber estado tratándolas con otros, reconociendo así el estar en grupo. Esto se relaciona con lo que Olmsted (1989), dice es parte de la finalidad de un grupo y que en cierto sentido, según algunos estudios, las decisiones de éste son mejores que las decisiones individuales.En todos los grupos, por lo general, se detectan ciertos componentes¾ plano de desenvolvimiento, condiciones, combinación de roles, actitudes, verbalización, gestos e interacciones¾ que constituyen lo que algunos autores llaman la estructura del grupo (De Brasi,1991). Sin embargo, Olmsted los define en dos tipos, la estructura y las normas, y a esto llama “la cultura del grupo”. Es un concepto interesante porque en la estructura contempla aspectos como el tamaño del grupo, liderazgo y habilidades para solucionar problemas; mientras que las normas identifican y definen el grupo en relación con los estatus y sentimientos de sus integrantes.Quienes conforman un grupo cooperativo trabajan en armonía y en conocimiento de que el resultado depende del esfuerzo de todos (Aguilera, 2004 b). Este tipo de grupo tiene cinco características distintivas:1.     El objetivo grupal es maximizar el aprendizaje de todos sus miembros, lo cual los motiva a esforzarse y obtener resultados que superan la capacidad individual, es decir, todos ganan o todos pierden. 2.     Cada integrante asume la responsabilidad y hace responsable a los demás de realizar un buen trabajo. 3.     Sus miembros laboran unidos con el fin de producir resultados conjuntos; cada uno promueve su rendimiento y el de los otros, se ayudan, explican, comparten experiencias y se alientan mutuamente. 4.     A los integrantes se les enseña ciertas formas de relación interpersonal, y se espera que las apliquen para coordinar su labor y alcanzar las metas. 5.     El grupo analiza con qué eficacia logra sus objetivos y en qué medida se trabaja juntos para garantizar una mejora sostenida en su aprendizaje y trabajo colectivo. Cabe señalar que en una propuesta de trabajo grupal debe tomarse en cuenta el papel que cada participante asume: el coordinador del grupo, que en este caso es el tutor, los participantes, un portavoz y un observador; con su labor se podrán analizar objetivamente las dificultades que se generen. En consecuencia, el grupo es más que la suma de sus partes, todos los alumnos tienen mejor desempeño que si hubieran trabajado solos.Este método contrasta con el aprendizaje competitivo (Pichón-Rivière 2003) ¾cada miembro trabaja en contra de los demás para alcanzar objetivos escolares como la calificación más alta, que uno o algunos pueden obtener¾ y con el aprendizaje individualista ¾los estudiantes se abocan por su cuenta para lograr metas desvinculadas de las de los demás miembros.En cambio, en los grupos cooperativos se comprende tres tipos de aprendizaje:1. Los grupos formales de aprendizaje cooperativo. Funcionan en un periodo de una hora a varias semanas de clase; los estudiantes trabajan juntos para lograr objetivos comunes y asegurar que se cumpla la tarea de aprendizaje asignada.2. Los grupos informales de aprendizaje cooperativo. Operan desde unos pocos minutos hasta una hora de clase; el docente puede aplicarlo en una actividad de enseñanza directa para centrar la atención de los alumnos en el material en cuestión, para promover un clima propio al aprendizaje, entre otros objetivos.3. Los grupos de base cooperativos. Funcionan a largo plazo (mínimo un año) y son de aprendizaje heterogéneo, con miembros permanentes cuyo principal objetivo es posibilitar que entre ellos se brinden apoyo, ayuda, aliento y respaldo para lograr buen rendimiento escolar.Ahora bien, situados en el enfoque constructivista hay que definir lo que se pediría de un trabajo con grupos de este tipo, es decir, constructivista. Algunos aspectos a destacar aquí son: un grupo no es el espacio sino las personas que lo integran y son quienes lo hace funcionar; es muy significativo atender a cada uno de los sujetos del proceso de aprendizaje ¾influencia y responsabilidad individual pero, sobre todo la compartida, al ser elementos de estimulación y crecimiento¾; los conocimientos deben incluir valores y normas que los estudiantes asumirán; debe ponerse especial énfasis en el cómo se aprende y no en el cómo se enseña desde la óptica social, porque la comprensión no se da en solitario, se necesita de otro, exigiendo comunicación, lenguaje y negociación semiótica (Aguilera, 2004 a). De modo reiterativo, se ha mencionado que el aprendizaje es una construcción personal que realiza el alumno con apoyo de otra persona más experimentada; pero el objetivo de la enseñanza se centra en quién aprende, su interés, disposición, conocimientos previos y experiencia, es decir, que el alumno aprende a aprender. ConclusionesEl aprendizaje por medio de grupos cooperativos con enfoque constructivista: eleva el rendimiento de los participantes ¾ya sea de alumnos con dotes especiales y de aquellos que tienen dificultades para aprender; ayuda a establecer relaciones positivas entre los alumnos ¾sentando las bases de una comunidad de aprendizaje en donde se valora la diversidad; proporciona a los participantes las experiencias suficientes para lograr un saludable desarrollo social, psicológico y cognitivo. En el presente, la mayoría de las sesiones tutoriales se conducen de forma individual: tutor y tutorado tratan de resolver los problemas que se les presentan en sus respectivos papeles, sin mayor ayuda que la experiencia previa del docente y los esquemas cognitivos del alumno. Ante esta realidad, se propone que los docentes sean capaces de formar grupos de trabajo cooperativos para mejorar el desempeño académico, así como la percepción personal que cada miembro tenga de sí mismo. El tutor no sólo es el coordinador sino un integrante más del grupo, y la tarea principal por ambas partes es aprender a aprender. El estudio es más agradable cuando el docente permite a los alumnos que apliquen sus experiencias y conocimientos a problemas reales, y se expresen con libertad sobre las emociones y sensaciones que esa actividad les genera. Ello se complementa con la autoevaluación, ejercicio que los alumnos realizan constantemente en el aula: evalúan las sesiones, al docente, la participación individual y la del grupo. Este ejercicio proporciona información vital para la continuidad del equipo y la mejora en la práctica del proceso enseñanza-aprendizaje.Trabajar un grupo cooperativo de aprendizaje con alumnos tutorados exige la formación de grupos heterogéneos, porque las experiencias en sus respectivas carreras son muy útiles para el esquema de trabajo y la resolución de problemas, que exige soluciones de diversos ámbitos del conocimiento.El docente tiene que saber cuáles son los elementos básicos para hacer posible que los alumnos tutorados trabajen en forma cooperativa, y para ello debe:· Diagnosticar los problemas que pueden tener los alumnos para trabajar juntos.· Diseñar sesiones de trabajo cooperativas que se ajusten a sus propias necesidades y circunstancias pedagógicas, a los programas de estudio, unidades de aprendizaje y a los alumnos.· Formar grupos heterogéneos de trabajo y, a la vez, homogéneos en cuanto a las circunstancias o factores que inciden en el desempeño de los estudiantes.· Disciplinar al grupo para cumplir con los elementos que se requieren a efecto de su buen funcionamiento.Además, para que la cooperación se logre, el tutor debe tomar en cuenta cinco elementos (Johnson), que se incorporarán al plan de trabajo semestral, y permitirán elaborar técnicas que se aplicarán en cada sesión, mismas que con el tiempo los participantes adoptarán de manera implícita o inconciente. Estos elementos son:1   Interdependencia positiva. El docente debe proponer una tarea clara y un objetivo grupal, de esta manera los alumnos pueden saber si lograrán o no el objetivo conjuntamente. La interdependencia crea un compromiso para que otras personas obtengan el éxito además del propio. Sin interdependencia positiva no hay cooperación.2   Responsabilidad individual y grupal. El grupo debe asumir la responsabilidad de alcanzar sus objetivos, y cada miembro será responsable de cumplir con la parte del trabajo que le corresponda. Nadie puede ni debe aprovecharse del trabajo de los demás. 3   Interacción estimuladora. Los alumnos deben realizar juntos una labor que promueva el éxito de los otros miembros del grupo, mediante acciones positivas como: compartir los recursos, ayudarse, respaldarse, alentarse y hasta felicitarse por el desempeño y empeño de aprender.4   Prácticas interpersonales y grupales. El aprendizaje cooperativo, como ya se mencionó, dista mucho del tradicional o individual, ya que el objetivo es que el alumno no sólo aprenda los contenidos de sus unidades, sino también las prácticas interpersonales y grupales para funcionar como parte de un grupo de trabajo. Agrupa todo lo referente a comunicación, toma de decisiones y manejo de conflictos, entre otros.5   Evaluación grupal. Este elemento es más difícil de lograr: se cumple cuando los miembros analizan en qué medida están alcanzando sus metas, y manteniendo relaciones de trabajo eficaces y cordiales. Se deben identificar las acciones negativas y positivas a efecto de tomar las decisiones más adecuadas para el grupo.En términos generales, esta propuesta implica un nuevo tipo de proceso enseñanza-aprendizaje: el alumno tutorado aprende otra forma de estructura de trabajo, reafirma los conocimientos previos y las experiencias personales que intercambia con otros miembros y con el coordinador. El docente también aprende una nueva forma de trabajo que exige disciplina, preparación para poder entender y canalizar los obstáculos que cada alumno experimenta en el aprendizaje. La práctica de esta forma constructivista de aprendizaje en el PIT, es una nueva visión para aplicar en los grupos y superar las barreras que impiden la labor cognitiva, además de sugerir que se modifiquen algunas estructuras generales de los procesos enseñanza-aprendizaje a nivel institución.  Recibido octubre 2005Aceptado diciembre 2005 

Bibliografía Asociación Nacional de Universidades e Instituciones de Enseñanza Superior (ANUIES), Programas Institucionales de Tutoría. Una propuesta de
la ANUIES para su organización y funcionamiento en las instituciones de educación superior
, México, 2001, ANUIES. 

Aguilera, Angelina, Constructivismo en el aula, apuntes de clase, México, 2004 a, Universidad del Valle de México.

Aguilera, Angelina, El aula desde un enfoque constructivista, apuntes de clase, México, 2004 b, Universidad del Valle de México.

Bauleo, Armando, Ideología, grupo y familia, México, 1982, Folios.

De Brasi, Juan Carlos, “Relación tarea-grupo operativo. Propuesta grupal” en Propuesta grupal, México, 1991, Plaza y Valdés.

Instituto Politécnico Nacional (IPN), Un nuevo modelo educativo para el IPN, Materiales para
la Reforma, vol. 1, México, 2003 a, IPN.

Instituto Politécnico Nacional (IPN), Programa institucional de tutorías, México, 2003 b, IPN.

Johnson, David, El aprendizaje cooperativo en el aula, Argentina, 1999, Paidós.

Olmsted, Michael, El pequeño grupo, México, 1989, Paidós.

Pichon-Rivière, Enrique, El proceso grupal, Argentina, 2003, Nueva visión.

Anuncios

7 Respuestas a “Grupos cooperativos de aprendizaje en el trabajo tutorial

  1. Hola Maestra Sayil. Soy psicologo clinico y hace un año publique mi primer libro sobre tutoria educativa, que quizas te pueda interesar, abordo la formacion del tutor desde los grupos operativos de Pichon Riviere y cols.
    Si te interesa, mi correo es fmoralarch@hotmail.com, espero que desde nuestras coincidencias podamos tener un gran intercambio de ideas. En este momento estoy por terminar mi segundo libro sobre el tema.
    Habra un Congreso nacional de tutorias en la UANL del 7 al 9 de abril de este 2011, hay tiempo para participar e inscribirse, ojala puedas asistir para poder encontrarnos por aca.
    Un saludo.

    • Francisco,
      Te tengo en contacto pendiente. Me interesa tu libro e intercambiar información. Sólo dame un tiempo ya que ahorita me estoy reintegrando de nuevo a la docencia al 100% y necesito reorganizar mis actividades de investigación que tengo medio dispersas.
      Saludos y checaré lo del congreso

  2. Así es, Angela, generamos educación permanente para tener competencias de toda la vida

  3. Me gusto lo que escribio . Angela de Universidad maimonides

    A las personas mayores que deseamos crecer en muestros conocimientos estas clases de tutorias son ideales por que trabajamos enseñamos y estudiamos para un futuro mejor

  4. Gracias por tu comentario.

    Por eso ya me reintegro este año a la docencia

  5. Hola Maestra!!
    Que gran gusto encontrar su sitio en internet, con los temas interesantes que publica, sin duda que se le extraña bastante por la escuela.